Sunday, April 06, 2008

El loco Max arranca en veloz carrera


Mad Max (1979)

En un futuro no muy lejano, el mundo atraviesa una aguda crisis.Una remota región en Australia muestra un precario esfuerzo por mantener vigentes sus instituciones con las cuales imponer la autoridad requerida entre sus habitantes. Sin embargo, la labor policial para imponer el orden está al borde del colapso.En esos dias, el trabajo de las patrullas policiales involucra redoblar esfuerzos ante la creciente actividad criminal de salvajes pandillas de asesinos que han tomado por asalto las carreteras. Estos caminos que antes significaban el progreso y el desarrollo de la civilización ahora son un campo de batalla, escenario de las mas espectaculares persecuciones. Los guardianes de la ley intentan acabar con éstos delincuentes, exigiéndose más alla de su estado fisico y mental, porque, como señala el jefe Fifi MacCafee, el pueblo necesita de heroes. Y en eso Max Rockatansky es el mejor. Su interceptor es el vehiculo más temerario en las carreteras y ha detenido a multitud de criminales, entre ellos el delincuente asesino de policias conocido como "el corredor nocturno", a pesar de la amenaza que el crimen ha lanzado contra él.



Sin embargo, el buen Max camina entre la razón y la locura: la violencia y la muerte en las autopistas a las cuales se enfrenta dia tras dia empiezan a ejercer en él una insana atracción, idea que lo llena de temor, mas aun por el bienestar de su esposa y su pequeño hijo. Mientras tanto, un nuevo grupo de motociclistas asesinos llega al pueblo, liderados por un criminal que se hace llamar "El cortadedos", con el fin de vengar la muerte de "el corredor nocturno", y es asi que ejecutan con toda crueldad a su primera victima, el oficial de policia Jim "El ganso". Ante ésto Max acude a su delegación y presenta su renuncia, y emprende un viaje sin destino aparente. Pero no importa adonde vaya, el destino ha echado los dados. El mal se cierne sobre los suyos, y Max sufrirá intolerablemente, sólo para renacer como un ser implacable en busca de venganza.



Durante los años 70 fueron muchas las peliculas de ciencia ficción con la propuesta de un futuro diferente, inmerso en la más pura distopia. En ellas se pudo apreciar atmósferas desconcertantes e inhóspitas. La sociedad humana es retratada en medio de un proceso de degeneración global, con la pérdida de sus valores más elementales, un desencanto y un pesimismo poco complaciente, pero que no dejaba de causar gran impacto. Al mismo tiempo, nos recordaba que los sentimientos como el odio, la venganza y el afán por la libertad eran suficientes móviles para desencadenar una serie de eventos dramáticos y vertiginosos, y por supuesto, la aventura estaba muy presente, como ha ocurrido desde las más antiguas leyendas o mitos, hasta las más actuales fantasias. Compartiendo esas mismas caracteristicas, finalizando la década, surgió esta propuesta fuera del megasistema que constituye el gigantesco Hollywood, y que logra cohesionar todos esos elementos y convertirlos en una experiencia cinematográfica que hizo historia.



En el año 1979 se estrena una pelicula producida y filmada en Australia por un realizador hasta entonces desconocido. Se trata de George Miller, y la pelicula es "Mad Max". Basada en una historia escrita por él mismo junto a su socio Byron Kennedy, el guión fue realizado junto con el escritor James McCausland. Admirador de las cintas de ciencia ficción y de los westerns del periodo clásico, Miller era un médico de profesión en su natal Australia. Pero su entusiasmo por hacer cine nunca lo abandonó, realizando cortometrajes junto a Kennedy, entre ellos, uno titulado "Violence in the cinema, part 1". Nunca hicieron una parte 2. Los dos socios establecieron la compañia Kennedy Miller Enterteinment, y se lanzaron a filmar su primer largometraje a partir de la historia que escribieron. El resultado es una pelicula considerada dentro de la ciencia ficción, pero que combina eficazmente diversos elementos de géneros como el western, el cine de terror, y del cine de acción, con las secuencias de mayor adrenalina en las autopistas que se hayan filmado hasta hoy, inclusive, eso sin considerar sus dos secuelas realmente impresionantes.

La visión futurista de Mad Max:
Como el mismo relato nos señala, nos encontramos en un futuro no muy lejano, incierto y al mismo tiempo inminente. Por ello, desde su inicio, la historia está envuelta en un aire de extrañeza, que muestra al espectador en cada una de sus imágenes un mundo cambiante, una realidad desdibujada donde se lucha por establecer un orden en medio de un ambiente vandálico, compuesto por calles desoladas, edificios derruidos, y modestas construcciones que predominan en el paisaje de éste poblado australiano sumido en el desencanto. Pero son las viejas carreteras, que se extienden interminablemente, los escenarios donde se desarrollan todo tipo de crueldades. Es alli, sin mayor indicio de civilización en el horizonte, donde la muerte cae sobre aquellos que pongan un pie sobre su pavimento, en forma irremediable. Muertes, asaltos, violaciones, torturas. Todo ello ocurre en éstos lugares, ante una impotente autoridad.


La lucha por la sobrevivencia hace que éstos hombres concentren sus recursos técnicos en la mecánica automotriz. Los vehículos emplean aditamentos especiales que los convierten en veloces máquinas en una carrera de vida o muerte. Asimismo, en aquel poblado que parece salido de un viejo western norteamericano, con un viejo comisario y sus hombres, se mantiene un viejo edificio de juzgado, un monumento a la crisis, utilizándolo como una estación policial con algunas celdas. Pero la labor policial es entorpecida por una burocracia estupida, que utiliza las normas para liberar delincuentes inculpados, lo cual no hace mas que incrementar el estado de miedo entre la población.
¿Cómo mostrar todo ésto en una modesta producción de un cine considerado incipiente, como lo era el cine australiano?. Pues ahi está Miller. La atmosfera que imprime el director en éste ambiente es muy impactante, transmitiendo la suciedad y la corrupción que parece extenderse en aquellas humildes calles. Lo que cabe destacar aqui es la presencia de un grupo de notables especialistas, colaborando con el director, como son el fotografo David Eggby, quien con éste brillante trabajo establece la estética dominante de la trilogía. Tambien hay que destacar la maravillosa partitura musical de Brian May, que posee un estilo muy ligado al cine clásico de aventuras, indicado para la tensión que se desarrolla en ésta historia. Y no hay que olvidar a Jon Dowding, el director artistico que se encargó de convertir en realidad la pesadilla futurista de Miller con tan pocos recursos.


Los personajes :
En ese entorno ultraviolento y enfermizo participan tanto policias como delincuentes. Los llamados guardianes del orden son seres perturbados, de extraña conducta, transtornados y desenfrenados, otros disconformes. Lucen vistosos trajes de cuero, cascos, guantes, botas y armamento de feroz apariencia, que busca representar la fuerza de la autoridad. Alejado de ésta violencia, Max Rockatansky ha conformado una feliz familia donde la presencia de su esposa y su pequeño hijo convierten su hogar en su refugio de aquel entorno degradante. Aqui destaca el trabajo del actor Mel Gibson, que sabe desarrollar esa dualidad requerida en su personaje, de serenidad y afecto con los suyos, para convertirse luego en un frio ejecutor de criminales. Gibson siempre ha lucido una actitud que sabe transmitir diversos estados de ánimo en forma muy lograda, asi recordamos tambien otro de sus personajes célebres como lo es Martin Riggs , otro sujeto que bordea la locura en la serie de peliculas "Arma mortal".

Mel Gibson nació en N.Y. USA, pero a los 12 años se trasladó con toda su familia a Australia, donde se hizo mayor y empezó su carrera en 1976 en la pelicula "Summer city". Luego, asistió acompañando a un amigo a la audición de "Mad Max", pero un accidente le había dejado el rostro algo marcado. Miller lo convocó pues necesitaba gente con apariencia extraña. Cuando llegó la fecha de su prueba, ya se había recuperado, por lo que el director, tras las pruebas necesarias, decidió darle la oportunidad en el rol principal.
Los demás actores, nunca más vistos en ésta saga, realizan una labor convincente, incluyendo a los célebres villanos, el Cortadedos y su pandilla de motociclistas, vestidos con ropajes y accesorios de aspecto decadente, lo cual se convertiría en la marca de la saga, con resultados cada vez más impresionantes. Actualmente algunos de ellos como Tim Burns (Johnny, the boy) mantienen una página web de tributo a la pelicula: http://www.madmaxonline.com/, donde se encuentra información sobre ella y comunicación con sus fans.

La venganza de Max :
Resulta común asociar la figura de Mad Max a la de una especie de angel vengador, que ejecuta uno a uno a los responsables de su desgracia; un justiciero que se rinde a su odio y que lleva a cabo un ajuste de cuentas en forma eficaz y cruelmente efectiva. Pero por mi parte prefiero decir que éste no es precisamente el principal tema de interés del film. La mayor parte del metraje corresponde a la descripción de ésta pequeña comunidad en deterioro, y la forma en que ello afecta a su protagonista, en lo más profundo de su mente, y de éste modo podemos ser testigos del nacimiento de un personaje moldeado para hacer frente a una realidad hostil, la cual con el devenir de los futuros acontecimientos se hará mucho mas destructiva, pues tanto el mundo como él mismo se vuelven mas violentos y solitarios. De ahi que la pelicula se extienda en éstos detalles, hasta la dramática muerte de la esposa de Max, un climax violento que en su momento el público considero trasgresor, a pesar de ser una secuencia que más bien sugiere y por el contrario no muestra explicitamente el fatal incidente. La acción destructiva de Max se comprime al segmento final, resuelto en pocos minutos. Pero en mi opinión eso no afecta que en conjunto y en cada uno de sus demas aspectos resulte una pelicula admirable.

¿El final? :
"Mad Max" no es precisamente la pelicula que nos presenta el futuro apocaliptico. Lo que hace es prepararnos para ese terrible acontecimiento desde la tragedia personal del desafortunado policia, y del cual surgirá un mundo aún mucho mas estremecedor en la secuela de ésta pelicula, el mejor film realizado hasta la fecha sobre tan cautivante subgénero. "El guerrero de la carretera" empieza de ésta manera su impresionante recorrido, lleno de peligros e intensas emociones.



Mad Max 2, el guerrero de la carretera (1981) :
Es el mundo del futuro, y la civilización humana está hecha pedazos. Algunos años atrás, según los recuerdos convertidos en narraciones de viejas leyendas, se libró una gran guerra que enfrentó a las dos más grandes tribus, con dramáticas consecuencias para el mundo. Los sobrevivientes enfrentan ahora una lucha a través de un vasto desierto, que implica la búsqueda y aprovisionamiento de "el jugo", el preciado combustible, el cual les permite obtener la energia necesaria para empezar de nuevo y reconstruir sus vidas. Esta lucha es cruel y despiadada. Tribus de bárbaros asesinos tambien requieren del material y matarán por el a quien se les oponga. La más terrible de ellas es la que lidera el gran Lord Homungus, un gigantesco asesino que esconde su rostro tras una máscara de hoockey, y que tiene a sus órdenes a criminales tan desalmados como él.
Tras localizar a una de las tribus, refugiada en lo que parece una antigua refineria petrolera, y dar cuenta de su abundante posesión de combustible, el cerco a sus habitantes no se hará esperar. Papagallo, el lider de los refugiados, prepara sus defensas y alista a su pueblo a librar una lucha que no pueden ganar. Pero la llegada de un extraño vagabundo del desierto les da una esperanza de salir con vida de alli y huir a otras tierras. El loco Max, quien antes fuera el oficial Max Rockatansky, se ha convertido en un guerrero solitario, y es el único que puede ayudarles en su desesperada lucha. Lord Humungus jura destruirles, y Max deberá enfrentarlo en la más espectacular de sus batallas.


El cine australiano consiguió una resonancia mundial única tras el éxito de la cinta "Mad Max" en el año 1979. George Miller y Byron Kennedy, los artífices de ese éxito, en ésta ocasión auspiciados por la poderosa Warner Bros de Norteamerica, presentan en 1981 la esperada secuela a la cual titulan simplemente "Mad Max 2, el guerrero de la carretera", en un guión escrito por Miller junto a los escritores Terry Hayes y Brian Hannant. Ahora, Miller va más alla del planteamiento realizado en la primera entrega, y describe una visión más radicalmente desafortunada del futuro de la humanidad. El mundo es un lugar devastado a causa de una tercera guerra mundial, un hecho posterior a lo narrado en la primera pelicula, donde la decadencia de la civilización se dejaba apreciar claramente, y en un brillante prólogo se nos da una explicación de lo acontecido, lo cual se convierte en un eslabón con respecto al nuevo escenario de ésta historia. Los esfuerzos de aquellos que han sobrevivido a la destrucción, para lograr un resurgimiento, debe realizar una desesperada búsqueda de combustible para impulsar sus máquinas, vehículos e infraestructura.

Siendo la ley del más fuerte la única regla de sobrevivencia vigente, ello obliga a los grupos humanos a concentrarse en refugios y establecer mecanismos de defensa contra los ataques de fuerzas externas, conformadas por otras tribus, ladrones o asesinos. En éste panorama surge nuevamente la figura de Max, convertido ahora en un nómada que recorre el desolado territorio, enfrentado a su rigor y al mismo tiempo a la violencia del hombre. Max se convierte en la salvación de un grupo de personas que esperan salir del infernal desierto y trasladarse hacia tierras de esperanza. Mucho más comprometida con la acción espectacular que su predecesora, ésta pelicula es considerada la más emblematica del cine postnuclear de ciencia ficción, aún hasta el dia de hoy.


Iniciada la década de los 80´s, el mundo se debatía en la posibilidad de un conflicto armado entre las dos más grandes potencias politicas, es decir, los EE.UU. y la Unión Soviética ya desaparecida. Miller y el escritor y socio suyo Byron Kennedy utilizan éste temor y lo reflejan en su relato, siendo un hecho que desencadena el fin de la civilización humana tal como la conocemos. A la pesadilla de un nuevo conflicto mundial, sumaron otro de los mayores miedos del mundo moderno, como es, la extinción del petróleo : la escasez del combustible y sus derivados implica una crisis energética de proporciones mundiales y de consecuencias funestas. No se es dramático o exagerado al afirmar ésto. No habría tanta agitación alrededor de los territorios del Medio Oriente si ésto no fuese cierto, eso es seguro. Asi que, para el mundo post-apocaliptico de "Mad Max", este hecho sumerge al planeta en un caos devastador. El impulso detonante de las guerras mundiales se concentra ahora en batallas locales, en las cuales la barbarie, el salvajismo y la muerte son cosa de todos los dias. Con ésta situación como telón de fondo, surge el enfrentamiento más violento visto en ésta saga de peliculas, y que aún hoy no ha sido superada en sus muchas virtudes.


La puesta en escena más impactante:
Poder recrear un mundo extraño y perturbador, pero que al mismo tiempo resulte convincente era el gran reto que se habían impuesto los realizadores, con George Miller a la cabeza. Para ello, contaban con un presupuesto más holgado que en su primer trabajo y la distribución de la Warner Bros. "Mad Max, el guerrero de la carretera" reunió a los mejores especialistas del cine australiano, entre ellos el fotográfo Dean Semler, quien realiza un destacadísimo trabajo, la edición de Michael Balson y el inglés David Stiven, la dirección artistica de Graham "Grace" Walker, a Bob McCarron, el especialista en efectos visuales y maquillaje, quien tuvo la idea de ulcerar el ojo derecho de Mel Gibson, luego de la volcadura de su Interceptor en pleno desierto, dándole al personaje un toque de vulnerabilidad, pero al mismo tiempo la suficiente rudeza en su apariencia durante la cruenta lucha en la carretera, lo que lo convirtió en uno de los heroes de acción más famosos de la década. McCarron trabajó posteriormente en peliculas como "Razorback" de Russel Mulcahy, y en la célebre "Braindead" de Peter Jackson. Y en la musica, vuelve la impresionante partitura de Brian May.


El estilizado trabajo nos permite observar el esfuerzo de aquellos personajes por obtener un rasgo de civilización a partir de los desechos y restos de un mundo previo al fin de la civilización. Los pertrechos, armatostes, y la chatarra mecánica rescatada del desierto y disponible aún, es utilizada en la construcción de instalaciones, refugios y vehículos puestos a punto para una veloz carrera. Los hombres y mujeres se visten con cueros, correas, prendas llenas de objetos metálicos, y a llevar armas e implementos de todo tipo, acondicionadas especialmente para su uso personal, desde un anciano que siempre lleva un casco de guerra hasta un niño que porta un eficaz boomerang. Max lleva su antiguo traje policial, con algunas modifiaciones. Aún se desplaza en su célebre vehículo negro, el Interceptor, hasta su destrucción luego de un enfrentamiento con los amos del desierto.


Los asesinos llevan prendas que se inspiran en los guerreros de distintas épocas y lugares. Pueden ser bárbaros como es el caso de la impresionante presencia de Lord Humungus, mientras que sus soldados muestran una feroz apariencia, que conserva lo más representativo de la violencia de todos los tiempos, desde el nazismo, la guerrilla urbana, las tribus guerreras del lejano oeste, etc. El diseño corresponde a la artista Norma Moriceau. Esta atractiva estética agitó el cine de acción de los años 80´s y se retomó en muchas ocasiones en otras producciones. Esta pelicula hace posible que la violencia pueda ser observada con una fascinación única, y que aquello que podríamos llamar lo fantastico resulte realmente impresionante.

Los personajes :
Mel Gibson hace un trabajo estupendo. Su caracterización del solitario aventurero acompañado solamente por su perro, lo cual recuerda a cierto relato de Harlan Ellison, resulta perfecto. Convertido luego en uno de los actores mejor pagados en Hollywood, es decir, una mega estrella, lejos de ello no cabe duda que es un gran actor, capaz de realizar roles tan peculiares como el de un hombre desfigurado en "El hombre sin rostro", o el revolucionario William Wallace en "Corazón valiente", y además, ambas peliculas dirigidas por él mismo en lo que se ha convertido su actual ocupación. Sin duda, sus más célebres personajes son el detective Riggs de "Arma mortal", y por supuesto, es Max Rockatansky o mejor dicho, el loco Max. Dudamos mucho de una posible nueva secuela sin su presencia.

Los demás actores son rostros desconocidos, pero entre ellos hay que destacar el trabajo del actor Bruce Spence como Gyro Captain, el piloto de un curioso helicoptero que cruza los cielos y cuya aparición resulta oportuna en mas de una ocasión; el carisma del personaje permitió su regreso en la tercera parte de la saga. Completan el reparto los actores Mke Preston como Papagallo, Kjell Nillson como el temible Lord Humungus y Vernon Wells como Wez, el esbirro más salvaje de los amos del desierto. Destaca tambien la presencia del actor infantil Emil Minty como Feral Kid, el niño dueño de un potente boomerang, y que siente una admiración por el misterioso recién llegado al refugio.


Como Moisés y los elegidos :
El pueblo oprimido por el monstruoso clan de bárbaros logrará una oportunidad ante la llegada del mesiánico Max, No se hace mención a ninguna profecia, ni nada semejante, pero no es necesario. Existe la promesa de una mejor vida. Ellos son un grupo de personas que buscan un lugar más alla de aquel infernal desierto en donde echar raices y empezar de nuevo. En otras palabras, buscan su tierra prometida, para lo cual deberán emprender un éxodo similar al hecho biblico. Max aparece ante ellos, pero a diferencia de cualquier enviado del cielo, sólo colabora según su conveniencia. Y peor aún, decide abandonarlos una vez que ha conseguido el combustible y la provisión necesaria para seguir su errante camino; pero su intento de fuga en solitario se frustra, quedando en peligro de muerte, sólo salvado por su amigo Gyro Captain, caído del cielo (Max lo ve así) en su aparato volador. Recuperado, Max acepta ayudarlos. No es que sea realmente un ser de frio corazón, se lo pensó mucho al no ayudar en primera intención a aquella gente, pero la tragedia personal y el mundo tal cual es, casi ha sepultado su humanidad bajo la arena del hostil ambiente en el que sobrevive. Finalmente, aprendida la lección, vuelve el oficial Rockatansky y comprende que es su deber, tanto salvar a aquellos hombres como enfrentar a los crueles asesinos, asi que se pone al frente de la marcha de vehiculos. Max cumple lo que parece ser su destino trazado, algo que sin duda asi retratarán los cuentos y leyendas que muchos años después hablen de él y su increible hazaña.

De esta manera, el desierto australiano se convirtió en el escenario perfecto para poner en marcha la más espectacular persecución de vehículos que se haya filmado. Desde las impresionantes tomas aéreas que permiten visualizar la concentración de coches, cada cual mas singular y aguerrido, desde motocicletas, carros areneros, un inmenso omnibus, y hasta un potente camión, acondicionado apropiadamente para enfrentar la embestida de sus oponentes que buscan detenerlo o destruirlo, se desplazan todos ellos, a toda velocidad. Todos seguidos muy de cerca por el equipo de camarógrafos dotados de especiales recursos para lograr unos primeros planos en movimiento realmente espectaculares. Mel Gibson conduce su propio vehiculo como se aprecia en las escenas en que se puerta derecha es arrancada por los garfios de sus enemigos.
Lord Humungus se desplaza raudamente, llevando su masa muscular sobre un kart amenazante y a toda marcha, mientras que Wez, su esbirro, se desplaza con agilidad felina entre los vehiculos en marcha, lo que lo convierte en el más peligroso enemigo que Max debe enfrentar en plena huida. Los actores de riesgo que participaron en éstas secuencias, algunos de ellos resultaron con varias lesiones, ya que sus escenas implicaban impactar sus vehiculos y salir despedidos por los aires, como puede verse en mas de una ocasión. La arena, la inclemencia del ambiente, la violencia que se desata sobre ellos, cada detalle es filmado por el director Miller con maestria admirable. Los que saben, señalan que ese desierto es digno del mejor John Ford, que Mel Gibson refleja al mitico John Wayne en sus aventuras en el oeste. Quien esto escribe, si reconoce la mirada nostálgica de quien vió los western de Sergio Leone: el sudor, el rostro acerado, la violencia más sucia, presentes en los fotogramas que se suceden en éste espectaculo de pura y fascinante acción.

El final que promete un nuevo comienzo :
Max descubre que su esfuerzo, más que salvar el combustible en sus depósitos, se ha hecho para salvar la vida de ese grupo de sobrevivientes, que llevan no sólo un bien preciado a bordo de su vehículo, sino que en su interior guardan algo más valioso, como es la esperanza en un mejor mañana. Es el sueño de aquel niño que desea crecer y convertirse en el mejor, inspirado en la imágen del guerrero de la carretera. No hay suficientes bárbaros para destruir ese poder, quizás el mas importante del ser humano, hoy y mañana, aqui y en Tomorrow-morrow-land.



Proximamente: Mad Max 3, más alla de La Cúpula del Trueno : La mejor según unos, decepcionante para otros. Particularmente pienso que es el final lógico de la saga. La incluiré en una tanda sobre distopías ochenteras, más adelante. Es infaltable. Por ahora dejo el clip de la pelicula, espero que Tina Turner sea de su agrado.


21 comments:

TRONCHA said...

Muy completo este post sobre la figura de Mad Max, de lo que no tenia ni idea es que Miller fuera médico y se decidiera a hacer esta película, que por cierto no tengo la sensación que la haya castifado el tiempo.

Saludos...

darkerr said...

Saludos Troncha¡¡.Se cuenta que Miller utilizó su experiencia médica para recrear las escenas con los accidentados en las carreteras, en la primera pelicula. Y si, le ha ido bien con los años, pienso que siguen siendo insuperables. Saludos.

Sam_Loomis said...

La primera "Mad Max" creo que no tuvo tanto impacto en mí como esperaba. Me impresionaron algunos ángulos y escenas de persecusión pero fuera de ahí, la película fue blanda y no muy emocionante. "The Road Warrior" me gustó muchísimo siendo de las pioneras en presentar el futuro postapocalíptico en forma sucia, polvorienta y oxidada. La tercera parte, "Mad Max Beyond Thunderdome" fue entretenida, pero no tan buena. En fín, es una trilogía clásica pero fallida en varios aspectos.

Muchos Saludos

Belknap said...

El cine australiano, si que dio peliculas en los viejos y queridos años 80; Mad Max, que buena y entretenida pelicula, y que joven estaba Gibson, a proposito de esta cinta, como reciclaron la idea del mundo post apocaliptico, hasta incluso hoy en dia siguen con la misma idea. Pero que gran pelicula, en la tercera, el lider de los malos fue el cantante de una banda de rock, hoy por hoy desaparecida: los Rose Tatoo. Saludos

BUDOKAN said...

Hola, impresionante dossier sobre el genial film apocalíptico que hiciera nuestras delicias por aquellos años. Es muy difícil encontrar semejante dedicación como la que has puesto en esta ocasión. Saludos!

darkerr said...

Pues si Sam, la primera vista hoy en dia puede decepcionar por tardar en arrancar, por decirlo asi, pero me gustó el drama que muestra, y tiene sus virtudes que la destacan del promedio, visto en su dia debe haber sido una bomba. A mi la tercera me parece la mas blanda de las tres, en cuanto a violencia se refiere, pero visualmente esta bastante bien.

Belknap, gracias por el dato del rockero, voy a tomar nota.

Budokan, te cuento que estuve a punto de seguir hasta la tercera pelicula, pero ya esto me iba a salir demasiado largo, para luego será.

Saludos y gracias por comentar¡¡¡.

Sir Laguna said...

He de asumir que tanta reseña postapocaliptica indica que vas a rematar con la reseñan de Doomsday?

darkerr said...

Sir Laguna, me temo que no, aun no la he visto, ni idea de cuando la estrenen por aqui. Sólo me queda esperar mientras cambio de tema. Saludos.

MarioBava said...

Tremendo Post Budokan !!!!!!!!!!...Algunas horillas le habras echado a tan currado dossier....

Cada dia estas mas crack !!!!!

Saludotes

Jorge - cinenovedades said...

Impresionante post. Realmente muy completo. Que digo completo!! Completísimo!!!! Realmente excelente.

Recién he dado con tu blog por primera vez y me parece interesantísimo. Pasa a ser de lectura obligatoria para mi.

Ya mismo estoy haciéndote un enlace desde el mío www.cinenovedades.blogspot.com

Espero puedas visitarlo.
Saludos, Jorge.

Psicodeliazombie said...

Mad Max es un personaje de culto, icono de la serie b... gran post amigo...!!! sin duda me quedo con la 2....

Onimac said...

De pequeño era muy fan de toda esta saga. Sin embargo las volví a reviosanar hace unos meses y ya no me impactaron tantísimo. Ojalá pudieramos ver siempre las pelis con la inocente mentalidad de 10 años!

Sir Laguna said...

Estoy esperando a que Mel Gibson lo pique el mismo mosquito que nos trajo de regreso a heroes ochenteros como Rocky, Rambo, Indiana Jones y John McLaine y haga otra Mad MAx.

Je Je Je, es broma... pero esperen y veran je je je

Fantomas said...

No me queda más que felicitarte por el completísimo análisis que realizas acerca de la figura de Mad Max.
A mi gusto, la segunda parte es la más entretenida de las tres, aunque la primera nunca la he visto completa...

Saludos.

darkerr said...

Mario, me niegas el crédito :(, me tomó algo de siete noches con todo y subida al blog, uff.

Jorge, gracias por comentar, voy ahora mismo a tu blog.

Psicodeliazombie y Fantomas: yo tambien tengo especial aprecio por la segunda, asi que no quise dejar de hablar de ella en especial.

Onimac¡¡¡, bienvenido, y gracias por comentar, saludos¡¡¡

Sir Laguna, ojalá lo que dices se haga realidad...aunque leí rumores sobre "Arma mortal 5"...bueno, ya veremos.

Möbius el Crononauta said...

Enorme el cariño que le tengo a esta saga. Max Rokatansky, a tu mujer la mató Babá Zanetti.

Saludos

darkerr said...

Me arrepiento no haber escrito sobre la tercera parte. Bueno, ya lo haré luego. Saludos y gracias por comentar.

César Santivañez said...

Bien puede verse a Mad Max como una excelente roadmovie, o como un clásico de la ciencia ficción post-apocalíptica.
En lo personal, prefiero verla como un escalofriante retrato del ser humano: el hombre puede evolucionar en muchos aspectos, pero viéndose reducido a su condición primera, reacciona exactamente como lo haría un animal. Y eso es lo que nos quiere comunicar Mad Max. No importa cuánta agua pase bajo el puente, el ser humano nunca podrá pasar por alto su animalidad.
Paradójicamente, este film tuvo quizás más repercusiones en el mundo del cómic que en el del cine. Tenemos, por ejemplo, trabajos tan impresionantes como Slash Maraud, de Doug Moench; o Deviazione Cerebrale, de Cesare Reggiani.
Felicitaciones por el blog!! Sigue así!!

darkerr said...

Tendré que revisar los comics que señalas. Sobre "Slash Maraud" me suena haber visto ese titulo, del otro pues ni idea, lo tendré en cuenta. Saludos y gracias.

Anonymous said...

Mel Gibson, amigo de España

Anonymous said...

no es el corredor nocturno es (el jinete nocturno)